Imagen de artículos de LAdeV

Ver todos los artículos


CONTRA LOS GALILEOS. (POEMA INÉDITO DE 1979)

Acababa de salir “Hymnica” (1979) cuando escribí este poema “Contra los galileos” que toma su título de una obra en griego del emperador Juliano (Katá Galilaíon), pues Juliano llamaba “galileos” a los cristianos. Yo (como el emperador de Roma) me hallaba muy lejos de la moral -especialmente de la rancia moral puritana- de los católicos/cristianos/ galileos. Escribí este poema el 4 y el 22 de mayo de 1979. En “Hymnica” no podía ir, obviamente, y debió pasar a mi siguiente libro de versos, “Huir del Invierno” (1981), pero fuera por olvido o porque el poema no terminaba de convencerme, tampoco fue en ese otro libro. Es pues del todo inédito. Una pequeña muestra de lo que cambia uno y en uno permanece, al mismo tiempo:

“CONTRA LOS GALILEOS”

Tardes y noches, muchas veces he disfrutado

en lugares distintos que han cerrado luego.

La causa era siempre una palabra misma

-utilizasen fórmulas o retórica más o menos legales-

esa que a los “rectos” conturba, y dicen condenando:

“Vicio”. Un sinónimo de libertad, de gozo; nada

semejante en su ser al miedo o la violencia horrible.

Lugares que alguna vez (lo sé) recordaré con gusto,

y donde mi principal imagen es júbilo, danza,

un contraluz de cuerpos que se buscan, y el ambiguo

deleite de los ojos pintados y los muchachos rubios.

Yo sólo recuerdo alegría, el infinito comezón

de la lujuria santa, y pendientes con brillo como

núbil cintura. Lo que los otros vieron, lo inventaron

los otros: La necesidad de la poca luz, y el gesto

en el pasillo. Pero muchos, desde lo más antiguo,

-y ello nos vale- han sabido (Marsias o Apolo)

qué soleada tarde de verano hay en su “vicio”…

 

Sí, me siguen sin gustar los intolerantes todos, como los galileos.


¿Te gustó el artículo?

¿Te gusta la página?